Seguidores

PREMIO EMANCIPACION

PREMIO EMANCIPACION
Gracias Paco por este premio que me llena de emoción

CON LA GENTE QUE ME GUSTA (A DOS VELAS)

8/8/09

VACACIONES















Hola amigos, sólo quiero decirles que después de un año de mucho trabajo, puedo al fin disfrutar de unas merecidas vacaciones, que aprovecharé para pasar al lado de mis padres, hija y sobrina. Tiempo para descansar, interiorizar, analizar, poner en orden algunas ideas, leer, disfrutar de lo esencial, de las pequeñas cosas y de lo grande del amor que me prodigan los mios, o algunas veces, sencillamente disfrutar de no hacer nada.

Recargarme de energía para que al volver siga con el ímpetu que me caracteriza el desarrollo de mis actividades normales con alegría, dedicación y pasión.

Con esto no quiero decir que me alejaré del todo de los blogs, porque ustedes forman parte de mi y se que no podría soportar el estar 4 semanas sin su compañía, sólo que tanto mis entradas, como mis visitas a los blogs amigos serán más esporádicas. A partir del 09 de septiembre me reintegro a mi ritmo normal.

Les dejo un gran beso y hasta siempre

5/8/09

AYER MURIO LA PERSONA QUE TE BLOQUEABA

Un día, cuando los empleados llegaron a trabajar, encontraron en la recepción un enorme letrero en el que estaba escrito:

"Ayer falleció la persona que impedía el crecimiento de usted en esta empresa, está invitado al velorio, en el área de deportes".

Al comienzo, todos se entristecieron por la muerte de uno de sus compañeros pero después comenzaron a sentir curiosidad por saber. Quién era el que estaba impidiendo el crecimiento de sus compañeros en la empresa; la agitación en el área de deporte era tan grande que fue necesario llamar a los de seguridad para organizar la fila en el velorio.
Conforme las personas iban acercándose al ataúd la excitación aumentaba: quién será el que estaba impidiendo mi progreso? ...que bueno que el infeliz se murio!!! Uno a uno, los empleados agitados se aproximaban al ataúd, miranban al difunto y tragaban saliva, se quedaban unos minutos en el más absoluto silencio como
si les hubieran tocado lo más profundo del alma.
Pues bien, en el fondo del ataúd había un espejo,
cada uno se veía a sí mismo con el siguiente letrero:

"Solo existe una persona capaz de limitar tu crecimiento
TU MISMO!!!
Tu eres la única persona que puede hacer una revolución en tu vida.
Tu eres la única persona que puede perjudicar tu vida,
y tu eres la única persona que se puede ayudar a si mismo.

Tu vida no cambia cuando cambia tu jefe, cuando tus amigos cambian,
cuando tus padres cambian, cuando tu pareja cambia.
Tu vida cambia cuando tu cambias.
Eres el único responsable por ella.
Examínate...y no te dejes vencer...

El mundo es como un espejo, que devuelve a cada persona
el reflejo de sus propios pensamientos.
La manera como tu encaras la vida es lo que hace la diferencia.

SE FELIZ.....PIENSA..... Y ACTUA.....
(desconozco el autor)

2/8/09

EL SABIO Y LA CUCHARA





Cierto mercader envió a su hijo con el más sabio de todos los hombres para que aprendiera el Secreto de la Felicidad. El joven anduvo durante cuarenta días por el desierto, hasta que llegó a un hermoso castillo, en lo alto de la montaña. Allí vivía el sabio que buscaba.
Sin embargo, en vez de encontrar a un hombre santo, nuestro héroe entró en una sala y vio una actividad inmensa; mercaderes que entraban y salían, personas conversando en los rincones, una pequeña orquesta que tocaba melodías suaves y una mesa repleta de los más deliciosos manjares de aquella región del mundo. El sabio conversaba con todos, y el joven tuvo que esperar dos horas para que lo atendiera.
El sabio escuchó atentamente el motivo de su visita, pero le dijo que en aquel momento no tenía tiempo de explicarle el Secreto de la Felicidad. Le sugirió que diese un paseo por su palacio y volviese dos horas más tarde.
-Pero quiero pedirte un favor- añadió el sabio entregándole una cucharita de té en la que dejó caer dos gotas de aceite-. Mientras caminas, lleva esta cucharita y cuida que el aceite no se derrame.
El joven comenzó a subir y bajar las escalinatas del palacio manteniendo siempre los ojos fijos en la cuchara. Pasadas las dos horas, retornó a la presencia del sabio.
¿Qué tal?- preguntó el sabio- ¿Viste los tapices de Persia que hay en mi comedor? ¿Viste el jardín que el Maestro de los Jardineros tardó diez años en crear? ¿Reparaste en los bellos pergaminos de mi biblioteca?
El joven avergonzado, confesó que no había visto nada. Su única preocupación había sido no derramar las gotas de aceite que el Sabio le había confiado.
Pues entonces vuelve y conoce las maravillas de mi mundo -dijo el Sabio-. No puedes confiar en un hombre si no conoces su casa.
Ya más tranquilo, el joven tomó nuevamente la cuchara y volvió a pasear por el palacio, esta vez mirando con atención todas las obras de arte que adornaban el techo y las paredes. Vio los jardines, las montañas a su alrededor, la delicadeza de las flores, el esmero con que cada obra de arte estaba colocada en su lugar. De regreso a la presencia del Sabio, le relató detalladamente todo lo que había visto.
¿Pero dónde están las dos gotas de aceite que te confié? -preguntó el Sabio-.
El joven miró la cuchara y se dio cuenta que las había derramado.
Pues éste es el único consejo que puedo darte – le dijo el más Sabio de todos los Sabios-. El Secreto de la Felicidad está en mirar todas las maravillas del mundo, pero sin olvidarse nunca de las dos gotas de aceite en la cuchara.
(DESCONOZCO EL AUTOR)